El anciano

Mientras tomábamos un café en un bar, le pregunté a mi amigo:

_¿No estamos perdiendo el tiempo?

_Lo estamos matando -corrigió.

Me dispuse a contestarle, pero una palabra, obrando como detonante para un viaje momentáneo al pasado, me transportó, sin mediar voluntad conciente, a lugares guardados muy dentro de mi memoria.

Allí, perdido en la distancia de los años, estaba el abuelo. Se lo veía anciano. Creo que siempre lo fue, o por lo menos así lo registran mis recuerdos.

Por eso me asombraban aquellas chispas de sabiduría que emitía ante mis ingenuas (aunque a veces no tanto) preguntas.

Ya adolescente intentaba ponerlo a prueba con difíciles interrogantes de las que lograba salir airoso, y me dejaba pensando.

Una vez le pregunté:

_¿Las personas son todas iguales?

_Todas nacen iguales -contestó luego de meditar unos segundos-. Pero es la última vez que lo son.

_¿Como se puede ser feliz? -lo indagué otro día, pensando que esta vez lo tenía atrapado.

Pero en seguida me contestó:

_Hay dos maneras de conseguir la felicidad: una hacerse el idiota, otra serlo.

Cierta vez en que me vio deprimido por unas de las tantas derrotas de la vida, se arrimó a mi lado y soltó:

_¿Sabes quienes son los que nunca tropiezan? Los que nunca han intentado caminar.

Esa simple frase me consoló y la atesoré como estímulo ante los momentos difíciles.

Por eso el día que se durmió sin tiempo,recordé su frase (El tiempo nunca se pierde) -filosofaba-. (Se nos escurre como arena entre las manos, hasta que no queda nada).Y entonces me di cuenta con amargura que toda su arena se había escurrido lentamente, y de súbito había perdido sus frases y consejos.Se habían transformado en distancia y pasado. Ya jamás serían presente.

_¿En que piensas? -curioseó mi compañero en la mesa, rescatándome de aquel mundo muerto.

_En el tiempo -le contesté con una triste sonrisa, mientras contemplaba la humeante taza.

En ese momento sentí la presencia, muy cercana, del abuelo.

……………………………………………………………………………

LUIS RODRÍGUEZ.   rio-com-agua-movimento

 

Anuncios

36 comentarios en “El anciano

  1. Un relato muy entrañable que comparto. El tiempo no se pierde: únicamente fluye. La sensación de pérdida es completamente subjetiva; depende de como lo perciba uno. Por otra parte, Borges consideraba que no existía el tiempo. Su planteamiento es muy interesante: no existe el pasado, pues ya transcurrió; el futuro no ha llegado; y el presente está siendo a ca instante. Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

  2. Un hermoso texto, que denota el cariño y la sabiduría que dejó plantada tu abuelo, me hace recordar que la verdadera sabiduría no se ufana ni se envanece, en simple y rotunda como las palabras de algunos ancianos, el tiempo breve para desperdiciarlo en palabrería, abrazos me voy recordando .

    Le gusta a 1 persona

  3. Fue mi abuela quien me crió, la única abuela que tuve y la verdadera madre.
    Era una mujer seria, brusca a veces, pero me enseñó muchas cosas, en ella cabía toda la sabiduría de la gente humilde que ha tenido que luchar mucho en la vida.
    Desgraciadamente no disfruté de ella sus últimos años y cada día me acuerdo más de ella.

    Precioso homenaje a tu abuelo, homenaje con olor a café y sabor a amor
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

  4. Una virgo lunática

    Mis abuelos han dejado un grato y tierno recuerdo en mi mente. A uno de ellos no lo conocí, ya que después de la guerra civil me lo arrebataron, quizás sea por eso que lo tengo más presente.

    Saludos.

    Me gusta

  5. De Primavera

    ya que tu blog se llama literatura y consejos, me podrías dar alguno para mejorar mi poesía? léete algo y me dices que te parece, si te apetece claro. Soy autodidacta y apenas leo.

    Me gusta

      1. De Primavera

        he de suponer que si le has dado a me gusta a esa entrada era porque ya tenias la direccion de mi blog, pero por si acaso te l dejo: poesiaenparedespintadas80.com

        Me gusta

  6. ME HA ENCANTADO, A MÍ SIEMPRE ME GUSTABA ESCUCHAR MUCHO A MIS ABUELOS, AUNQUE SIEMPRE ME CONTARAN LO MISMO, ME DABA IGUAL, LOS ESCUCHABA, AHORA OIGO MUCHOS DICHOS QUE DICE MI MADRE TODO SACADO DE MI ABUELA Y ME RÍO MUCHO POR QUE SON MUY CURIOSOS.

    Me gusta

  7. Exactamente, caminar toda la vida por un camino conocido nos hace perder la emocion de vivir, porque arriesgarse y tomar riesgos nos mantiene vivos, alerta.
    “¿Sabes quienes son los que nunca tropiezan? Los que nunca han intentado caminar”, excelente frase, excelente articulo. Saludos.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s